Brave Artist

¡DEJA DE LIMITARTE CON TUS PROPIAS CREENCIAS!

Tendemos a situar en los demás o en lo externo el origen de todos nuestros problemas.

Pensamos que si algo nos va mal, si nuestra carrera no termina por despegar o si nuestra economía es un desastre, es debido a que otros nos influyen de forma negativa.

Te voy a decir una cosa muy importante al oído…acércate…esto es lo que quiero que escuches y reflexiones: somos nosotros los principales protagonistas de nuestra vida, los que creamos nuestra propia realidad al elegir sobre qué creencias la queremos construir.

¿Nunca lo habías escuchado ni te lo habían dicho? Pues ahora que ya lo sabes, empecemos a cambiar nuestra historia…tu historia.

El viejo paradigma

Somos las creencias que elegimos consciente o inconscientemente tener, siendo éstas las que constituyen nuestro paradigma. Sí, he dicho bien…las que “elegimos”.

Ellas y su conjunto conforman en su mayor parte nuestra identidad. Ninguna creencia es cierta hasta que la hacemos verdadera.

El caso es que no podemos vivir sin ellas, así que, si somos inteligentes y miramos por nuestra salud física y emocional, escogeremos aquellas que nos potencien y nos impulsen a desarrollarnos y ser nuestra mejor versión. 

Tu universo de creencias

Somos las creencias que elegimoA continuación, te muestro varios ejemplos de creencias limitantes. Recuerda que el primer paso para la transformación es hacer consciente lo inconsciente 😉

Dime si hay alguna que te resuene…quizás puede que incluso haya alguna propia que no esté en la lista y que sin embargo ya forma parte de ese universo de creencias limitantes que desde pequeños empezamos a construir.

  • No soy tan talentoso
  • No soy tan bueno como… 
  • Soy demasiado gordo, feo, bajo… para ser un artista escénico 
  • Tengo que ser perfecta
  • Tengo que ser la mejor
  • De la música es casi imposible vivir 
  • Soy patoso o torpe 
  • Todo se me da mal 
  • No se me da bien la música 
  • No tengo oído 
  • No puede ser tímida y tener éxito como artista escénico 
  • El artista nace, no se hace 
  • Los artistas son todos alcohólicos, drogadictos, promiscuos y desorganizados, caóticos, no se comprometen 
  • Si no lo he logrado hasta ahora significa que no lo voy a lograr 

Ahora llega el gran secreto para que tu vida empiece a cambiar…comienza a sustituir cada una de esas creencias limitantes por otras en presente y en positivo que te empoderen.

Una vez lo hayas hecho, empieza a sentirlas como si fueran ciertas, Y LO SERÁN. 🙂 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *